Guía: cómo evitar que se dañe el interior de los faros de tu vehículo. Prevención y consejos claves.

Actualizado: 21 mar 2021

En LEDIAMOND llevamos muchos años dedicados a la mejora y potenciación de la luz en carretera para luz corta o larga pero siempre cuidando de lo que son tus ojos por la noche, los faros.


Son múltiples las quejas o lamentos de muchos usuarios que nos cuentan casi a diario, que no ven bien por la noche o que no ven como antes en su vehículo. Queda demostrado que una buena iluminación mejora nuestra seguridad de conducción nocturna y nos da una tranquilidad que se convierte en placer, en vez de preocupación o estrés.



Con LEDIAMOND podrás conservar el mismo brillo de luz de tus faros como el primer día para que nunca pierdas el máximo rendimiento gracias a la tecnología que aplicamos a nuestras bombillas Kit LED PureWhite: ver mejor, no deslumbrar a los demás y cuidar del acabado interior de tus faros.


Hay varios motivos por los que los faros de tu coche no alumbran como antes por mucho que trates de pulir el policarbonato exterior de tus faros.

Los faros de un vehículo se encargan de proyectar sobre la carretera, de manera concentrada, los rayos de luz creados por la fuente lumínica.


No nos vamos extender mucho en los tipos de faro que hay y su funcionamiento, ya que nos dará para otro artículo y así no se te hará muy denso este mismo, pero si que sepas diferenciarlos con conceptos sencillos para entender más adelante la parte que se daña provocada por las bombillas de baja calidad con el paso del tiempo.


Ponte cómodo, ¡comenzamos!





Tipos de Faros con proyección de luz halógena y xenón



Con funcionamiento de bombilla halógena:

Faro de luz halógena con carcasa de cristal y con dispersión. Reflector de tipo parábola sin dispersor de luz.

Estos faros se usaban hace muchas décadas. Eran de cristal, más duraderos que los actuales, pero más costosos y frágiles ya que tienen menos elasticidad. Además la complejidad de dispersión de la luz que pasaba a través de ellos hacia la carretera, no explotaba al máximo las prestaciones que podía dar la bombilla. Solían ser mono parábola equipando bombillas de tipo H4 Hi/Lo, corta y larga en la misma bombilla.




Faro halógeno sin dispersión con reflector de geometría libre
Faro de luz halógena con carcasa de policarbonato sin dispersión. Reflector con dispersión de luz de geometría libre

Las superficies del reflector de los faros poseen una forma libremente configurada. Esto quiere decir que sólo pueden calcularse y optimizarse con la ayuda de un ordenador según la forma y diseño que tenga el faro. Todas las formas de los "cristalitos" internos, están previamente estudiados para reflejar de una manera estratégica la luz hacia el exterior. Este tipo de faro expande muy bien el haz de luz, pero la concentra menos que un faro de tipo elipsoidal.